Fecha

17 enero 2023

En presencia de empresas invitadas y profesionales del sector, los estudiantes han mostrado propuestas innovadoras que imaginan dónde viviremos, cómo serán los objetos cotidianos que utilizaremos o con qué vehículos nos desplazaremos en las próximas décadas.

El alumnado de último año de Diseño de Interiores, Producto y Transporte del IED Barcelona ha presentado una selección de los mejores trabajos desarrollados a lo largo de su trayectoria formativa ante la comunidad del IED en una nueva edición de Design Folio Review.

La actividad académica que organiza anualmente el Área Design de la escuela tenía por título Forward Thinking. En consonancia con este lema, y en presencia de empresas invitadas y profesionales del sector, los estudiantes han mostrado propuestas innovadoras que imaginan dónde viviremos, cómo serán los objetos cotidianos que utilizaremos o con qué vehículos nos desplazaremos en las próximas décadas. 

Las personas y la sostenibilidad, en el centro

Los estudiantes de Diseño de Transporte han abordado la movilidad urbana en 2040 con creaciones que anticipan un sistema de transporte integrado y sostenible. En él convivirán vehículos modulares híbridos (terrestres y aéreos) y monociclos plegables comandados mediante dispositivos de control remoto de uso privado con transportes colectivos impulsados por tecnologías de levitación magnética así como eléctrica. 

En el futuro, se propone también que tendrán cabida motocicletas con un aire retro, pensadas para ser usadas tanto en ciudad como campo a través. 

Los estudiantes de Diseño de Interiores, por su parte, han imaginado el aspecto que tendrán las tiendas en las que compraremos, ideando espacios que se apoyan en elementos conceptuales y priorizan, gracias a la tecnología, la experiencia del cliente. Asimismo, han diseñado el interior de barcos en colaboración con los alumnos de Transporte y han reformulado el aspecto de apartamentos inspirándose en la obra de un artista.

Finalmente, impregnadas de un rico universo creativo y salpicadas con referencias personales, las propuestas de los estudiantes de Diseño de Producto han abarcado gran variedad de objetos (floreros, joyas sensoriales y desenfadado mobiliario multifuncional, entre otros) fabricados con técnicas de upcycling. Igualmente, han ideado piezas de decoración y juegos de mesa que aúnan tradición con técnicas de vanguardia (algunos de los trabajos han sido realizados en colaboración con Artesans de Catalunya), así como versátiles propuestas de iluminación impresas en 3D y con elementos personalizables. La lámpara Fuschia, que se puso a la venta en el Design Market de Navidad del Museo del Diseño de Barcelona y fue un exitoso sold out, es un ejemplo de ello.

Podría interesarte: