noticias

Madrid

Febrero 23, 2015

La inocencia del diseño de Paula Elgart: Palabras LUDO

Paula Elgart, exalumna del Curso de Especialización de Diseño de Juguetes y Producto Infantil, gana una beca de emprendimiento editorial digital abiertas en el marco de Emprendelibro, con su proyecto Palabras LUDO, otorgada por la Factoría Cultural y la Fundación Germán Sánchez Ruipérez.

Palabras LUDO es un libro orientado a acercar la poesía a los más pequeños de la casa a la vez que desarrollan su imaginación. Un ejemplar que anima a los niños a crear y contar historias a partir de la percepción del mundo que les rodea. ¿Cómo? A través de pequeños y simples mecanismos con los que pueden jugar e involucrarse con las historias, dando movimiento y vida a sus personajes. Los poemas del escritor argentino Jorge Luján ocupan estas páginas con mecanismos de poesía sencilla que reivindica lo cotidiano.

Entrevista a Paula Elgart

¿De dónde surge Palabras LUDO?
Surge de las ganas de contar y compartir historias. Hay muchas maneras de hacerlo: uno puede contar una historia con palabras, con gestos, con imágenes y, por qué no, a través del juego.

Siempre me sentí atraída por la literatura infantil y Palabras LUDO es el resultado de la búsqueda de una nueva ludoliteratura desde donde los niños pueden involucrarse en esa lectura a partir de mecanismos simples que generan movimiento y dan lugar a la observación.
Siendo arquitecta, me resulta inevitable hablar del espacio de juego, de la ciudad en la cual jugamos; y es que los poemas que elegí para trabajar, del escritor Jorge Luján, hablan de estos espacios y son una reivindicación al quehacer cotidiano: lugares donde el sol se comunica a través de los objetos, donde nos vamos de viaje, donde tocamos el agua, donde hay una ventana desde donde miramos el paisaje.

¿Qué camino va a recorrer Palabras LUDO ahora que forma parte de Emprende Libro?
Después de su primera versión impresa, el objetivo ahora es trabajar en la creación de una aplicación. Los Ludos son el hilo conductor del proyecto y son los personajes encargados de activar la máquina a partir de la cual las historias empiezan a tener movimiento y permite que los niños interactúen con los relatos.

¿Consideras que una especialización centrada en el mundo infantil es necesaria para un diseñador?
Definitivamente. Antes que nada, porque en el mundo coexisten diversas escalas y el diseño no debería homogeneizarse o actuar en base a un promedio de edades. Además, considero que los niños tienen una visión que muchas veces les hace falta a los adultos y que tiene que ver con esa mirada curiosa, inquieta e intuitiva.

¿Cómo fue tu experiencia en IED Madrid? ¿Qué destacarías de esta formación?
La experiencia fue realmente muy buena. El diseño para niños es algo relativamente nuevo, por lo menos en mi país; y haber conocido personas que desde distintas profesiones y formaciones nos unía una misma búsqueda, sirvió para explorar y compartir diferentes maneras de abordar los proyectos. Esto considero que es lo más enriquecedor, ya que cambió mucho la manera en que afrontamos el diseño. Aprendimos enfocarlo desde otro punto de vista y estoy segura que ninguna de las personas que asistimos al curso aborda actualmente los proyectos de la misma manera que lo hacía antes.

 

CURSOS RELACIONADOS
Curso de Especialización de Diseño de Juguetes y Producto Infantil
Curso de Especialización de Diseño de Mobiliario

MÁS INFORMACIÓN E INSCRIPCIONES

info@madrid.ied.es
(+34) 91 448 04 44
Skype: info.iedmadrid