noticias

Madrid

Septiembre 27, 2017

Ramón Maurel Pascual nos hablas sobre tecnología e innovación textil

Parecer ciencia ficción pero es real. La tecnología al servicio de la industria de la moda es clave para dar solución a los problemas éticos y medioambientales en el segundo sector más contaminante después del petróleo. Innovadores procesos en la cadena de producción, nuevos métodos para reducir el consumo de agua, tejidos inteligentes que almacenan energía… son algunos de los avances actuales.

Como respuesta a esta demanda el IED Madrid ofrece el Curso de Postgrado de Tecnología e Innovación Textil un programa que contempla la industria textil actual y hacia donde avanza, así como, las necesidades del presente que trasciende para satisfacer las nuevas exigencias de la moda y sus consumidores.

A continuación Ramón Maurel Pascual,Director del Curso de Postgrado de Tecnología e Innovación Textil y Cofundador de Ingeniería del Crecimiento, hablamos con sobre las nuevas tendencias tecnológicas en la industrial textil, la innovación en la moda y las peculiaridades del programa del curso.

Ha ejercido más de 22 años en distintos puestos como director de calidad y sostenibilidad de empresas de diferentes sectores, como Panrico y Joyco-Wirgleys (alimentación), Loewe (lujo) o El Corte Inglés (retail).

En un nuevo paradigma en el que la industria textil y sus necesidades están cambiando hacia un consumo más responsable, ¿son la investigación y la tecnología valores diferenciales? ¿cómo se está aplicando en la moda actual española?
Sin dudarlo. Tradicionalmente en este sector, la innovación siempre venía de la mano de diseño: formas, patronajes, colores… Afortunadamente, cada vez ese diseño se ha “democratizado” y cada día hay más y mejores diseñadores dentro del mundo de la moda. La diferencia, cada día más, viene por otra serie de atributos que acompañan a la prenda, además de los evidentes por si mismos (como el diseño).

Los tipos de fibras utilizados o la manera en la que se ha obtenido el tejido (por ejemplo, procesos con mínimo impacto medioambiental), el propósito al que sirven (por ejemplo, fines sociales para el desarrollo de comunidades menos favorecidas) o lo que ocurre con ese artículo al final de su vida útil son alguno de esos atributos que, cada vez, son más demandados por un cliente más entendido y comprometido con el futuro de la sociedad y el planeta.

Por ello, la tendencia global es imparable: un consumo más responsable, apoyando a aquellos que lo hacen posible. En España, cada vez son más las marcas que incorporan estos atributos, si bien, aún hay un espacio importante del mercado por ocupar para aquellos que apuesten por esta tendencia.

¿No merece la pena diferenciarse con un producto que, además de un beneficio económico, tiene en cuenta su impacto en el planeta y las personas?

Puedes explicarnos qué valor tiene la investigación e innovación textil en la moda, ¿lo encontramos en el producto final o también en el proceso de producción?
Hay una frase de Guy Kawasaki que viene “como anillo al dedo” a este curso: “O eres diferente, o eres barato”.
Como ya he comentado, la diferenciación (por el motivo que sea) es cada vez más necesaria dentro de un sector con una inmensa variedad, en la que si eres “uno más” eres invisible a los ojos de tu público.

El poder incorporar, por ejemplo, tejidos “inteligentes”: tintes que cambian de color en función de la temperatura corporal o la temperatura exterior, tejidos que usan cien veces menos de agua en su tintura que uno convencional, materiales que literalmente repelen las manchas y el sudor, artículos personalizados con tecnología láser que hace que sean factibles series cortas, exclusivas, a precio competitivo, etc. Son solo algunas de las cientas aplicaciones que las nuevas tecnologías de procesos productivos permiten incorporar en el producto final, añadiendo valor.

Nuestra mirada al mundo de la moda, con los ojos de la tecnología, de los procesos y de la gestión (calidad, innovación y responsabilidad como ejes clave), hacen que este curso sea claramente diferente a cualquier otro que en la actualidad, se puede encontrar en la oferta formativa española y pionero en su categoría.

¿Qué profesionales destacados y empresas forman parte del programa del curso? ¿puedes hablar de su aportación al curso?
Cada uno de los profesionales que comparte sus conocimientos con los alumnos, créeme, que podría llenar por si solo las horas lectivas completas: profesionales en activo con una gran trayectoria en empresas de primer nivel. Décadas de experiencia condensadas en horas al servicio de los alumnos. Importante: el equipo docente que conforma este curso, habla de lo que vive y ha vivido, no simplemente de lo que ha leído en libros.

No quiero dejar pasar una de las claves de este curso: su “aplicabilidad”. La teoría es necesaria, si bien, los alumnos han de poder aplicar a su realidad los conocimientos que adquieran desde el primer momento.

Por la importancia que la tecnología tiene en el curso, destaca la participación de AITEX, organización puntera dentro del sector textil que aporta, además de profesionales, conocimiento y experiencia, unas instalaciones únicas en España y a primer nivel mundial, en la que los alumnos podrán ver la realidad de todo lo que se les va a mostrar.

Y por último y no menos importante, es que las empresas colaboradoras van a mostrar cómo hacen las cosas, desde dentro, en este nuevo paradigma de la tecnología y la moda, siendo claras representantes de esta manera de entender el sector de la moda. Los alumnos verán que grandes empresas ya trabajan con este modelo de negocio: no es teoría, es una realidad.

¿A quién recomendarías realizar el Curso de Postgrado de Tecnología e Innovación Textil? ¿Qué salidas profesionales ofrece una especialización como ésta?
Mi sugerencia es que los profesionales en activo o que estén a punto de entrar en el mercado laboral, y que deseen añadir valor a su perfil y experiencia, este curso es una gran herramienta a su disposición.

Específicamente:

  • Diseñadoresque quieran diferenciar y posicionar sus productos en mercados de más valor añadido, complementando así sus conocimientos de diseño
  • Business Development Managers, con un conocimiento ampliado de fibras, procesos, modelos de negocio e innovación.
  • Compradores, con conocimientos diferenciales en nuevos procesos (reducción de costes) o nuevos materiales (innovación)
  • Consultores en tecnología textil y sostenibilidad, que deseen ir un paso más allá en este campo
  • Emprendedores en el sector de la moda, para los que el modelo tradicional de negocio se les queda corto y desean competir de otra manera.
  • Directivos y gestores que deseen conocer de primera mano cómo se aplica la tecnología y las enormes posibilidades para la reinvención del sector.